viernes, 5 de junio de 2009

Cuestión de clima

Que el clima en Holanda es caprichoso no es ninguna novedad. Yo siempre digo que el clima aquí es bipolar: en esta época por ejemplo, tan pronto te asas de calor como te mueres de frío. El clima holandés juega con nuestros sentimientos (de ahí que nuestros estados de ánimo vayan a veces de mal en peor...). Siempre vas en plan cebolla, quitándote y poniéndote capas, así no hay forma de ponerse mona...pero aún así sigo pensando que tiene su encanto. Si tengo que definir el clima de la última semana puedo comenzar hablando de una pedazo tormenta con unos truenos y relámpagos como no había visto en mi vida. Y todo porque el día anterior había hecho un bochorno monumental. El cielo se oscureció, salí de trabajar y me puse a pedalear como una loca con la esperanza de llegar a tiempo a casa, pero no...con mi habitual suerte llegué a casa recién duchada (y el poncho antiestético colgado en el armario). El tuli me recibió en la puerta con una toalla. Hasta las 5 de la manana estuvimos escuchando el estruendo. Tengo que reconocer que fue todo un espectáculo visual. Los días posteriores a la tormenta fueron la alegría de la huerta, un jolgorio, vamos, un calorcito, esos 20-22 graditos, la gente en el parque vuelta y vuelta, los barcos desparramados por los canales, la alegría contagiosa, esa exaltación de la amistad... Nosotros aprovechamos para coger la bici (ya...cuando no) y hacer una ruta con la tulipandi (osea con los guiris o los autóctonos, según se mire). Acabamos llegando a un pueblo del que no podíamos salir si no era a través de una balsa. Allí subimos las bicis y el balsero nos llevó al otro lado. Todo al más puro estilo Verano Azul... y en el otro lado, venga a sortear canales con la bici por medio de un sistema cuando menos singular... Os voy a dejar un video para que os hagáis una idea de cómo cruzar canales en medio del campo. A mi me encantó ese día, ese y los que le siguieron. Holanda con sol es el mejor lugar del mundo para vivir pero si siempre hiciera bueno, como dice mi sabia hermana, no sería un país tan bonito. Así que a darnos con un canto en los dientes... y a aguantarnos con su bipolaridad.


video

4 comentarios:

mamitamamen dijo...

Anda no te quejes... que el clima holandés será voluble, pero no te dará nunca (a menos que el cambio climático produzca estragos) 35º en pleno mes de mayo!
Ay, la que nos espera este verano! Me voy pa' tulilandia ya mismo!

Nuria dijo...

Ven , veeeeen. Pero tráete a Alex!

pau dijo...

de Verano Azul nada

¡Esto es como Al Filo de lo Imposible!

Nuria dijo...

Digamos que es una mezcla...:) ¿Te imaginas a los escaladores del K2 entonando el No nos moveran?