lunes, 7 de julio de 2008

Bienvenida al caos


"Madre mía, madre mía, madre mía" es lo que diría mi amiga Aina alias "señora" si viera la tulihouse ahora mismo... Estoy en depresión total y eso que durante los últimos tres días en Mallorca estuve mentalizándome para el efecto choque pero de poco me ha servido (tendré que dedicarme al yoga para limpiar los chacras...aunque mejor pensado mejor me dejo de chacras y me dedico a limpiar el campamento donde vivimos. Los gitanos portugueses parecen los Beckam a nuestro lado ) Ayer mientras venía en el avión iba pensando "...bueno, tu tranquila, ponte en lo peor y así todo parecerá menos malo, respira hondo y sobretodo NO pienses en el clima, en la playa..." Pero claro, fue llegar y ser recibida por esa llovizna holandesa que hace que te plantees por qué no se inunda ya Holanda y emigramos hacia lugares más cálidos (estoy catastrófica, lo se). Recojo las maletas como si recogiera mi alma del suelo (en ese plan, la gente debía pensar que se me había muerto alguien) y salgo por la puerta para ver a un sonriente tuli que me colma de besos y abrazos (claro, porque sabe la que se me va a caer encima) y vamos a casa... En el tren me dice el tuli que ha limpiado pero cuando llego a casa pienso que deberían enseñar en las escuelas el concepto de limpiar otra vez, a ser posible basándose en otros modelos que no sean los del norte de Europa. Me encuentro el campamento de refugiados (o el del clan de la Paca) en su máximo esplendor (prefiero ni describirlo y no hay documento gráfico porque se me ha muerto la cámara otra vez, que si no...) Así que le digo al tuli que abra una botella de vino porque seguro que así veo las cosas de otro color (o si hay suerte mejor ni las veo) pero no... al final del día me entran ganas de llorar y de cogerme un avión de vuelta al sol, la playa, los amigos...aaaahhhh. Decido dormir pensando que hoy estaré mejor pero me he levantado de una mala leche... A las 6:45 gracias, porque los polacos deben tener insomnio (pero el resto de la humanidad tiene derecho a dormir, digo yo...pues no). No había nada para desayunar y yo sin café no soy nadie. Me tropiezo con un par de cosas en el suelo y descubro (porque ayer con el vino no debía ver bien...) que el microondas y la cafetera estan en nuestro dormitorio (genial) y la sangre me comienza a hervir y lo sé, sé que voy a explotar y en cuanto el tuli abra la boca voy a ir a atacar...así que el tuli (que intuye todo muy bien) ha intentado hablar lo menos posible y me ha hecho el desayuno (pobre... si es que es más bueno) y luego se ha marchado al trabajo y yo me he quedado con mis amigos los polacos y mis miradas asesinas(vamos, que me he quedado sola porque los polacos pasan olimpicamente de mi) La buena noticia es que ahora hay un polaco nuevo que sabe hablar inglés!!! Eso me ha emocionado. Ahora por fín he podido tomarme un café y empiezo a ser persona (aunque la ducha con agua fría no me la quita nadie, no funciona el agua caliente). Voy a dejar de quejarme ya y voy a hacer una lista de las cosas que puedo ir haciendo para no amargarme la existencia ni amargársela a los demás... Y encima me quedo sin las rebajas!!! Grrrrrr!!!

7 comentarios:

romeovive dijo...

pero qué quejicas son las titis. todo son problemas. todo son "peros". "Siemprre necativo, nunka possittibo" (lo decía un holandés).

mira el lado bueno:

- llueve mucho, pero hay césped por todos lados (que apenas se puede usar porque siempre llueve, claro)

- aparte de vino, siempre de puedes emporrar legalmente (es patético y peligroso para mentes frágiles, lo sé)

- en fútbol holanda es una potencia (que no pasa de cuartos, por cierto)

- en obras y apaños, en lugar de sudamericanos, tenéis polacos (en los dos casos te hacen chapuzas, pero con los latinos por lo menos se puede hablar)

- tienes una playa de puta madre (en la haya, los pocos días de hace sol)

- ya sabes ir en coche automático (en el país europeo con la gasolina más cara)

- puedes ir en bici a todos lados (aunque curiosamente la peña viene a mallorca a hacer cicloturimo, por algo será)

En fin, vives en el paraiso y aún te quejas.

pau dijo...

La prensa dice que estas rebajas son las mejores de toda la historia!!!

Empezaron flojas, pero por la tarde parece ser que un rio de gente empezó a comprar a precios nunca vistos.

Ánimo Nuria, esto sólo es el típico periodo de adaptación. Has bregado con mentes esculpidas por la logse. Esos polacos son pan comido.

ainaina dijo...

Hola guapa!...Tu no desesperes y paciencia que en dos dias te tienen la casa acabada. Si te sirve de consuelo yo también estoy con obreros en casa...bueno, son pintores y casi ni me doy cuenta de que estan.
Ah! las rebajas...como siempre lleno de gente, colas para el probador, para pagar...nunca esta la talla. Lo ves? no te estas perdiendo nada.
Un beso

Koni dijo...

Pequeño saltamontes holandés,

Todo empeora antes de mejorar y el ciclo se repite enternamente. Si fuese de otra manera, la vida sería demasiado sencilla. Y tú ya sabes, "antes muerta que sensilla, que sensilla,..."

Nuria dijo...

Querido cuñado, ahora me siento mucho mejor... Por qué no os mudais a Holanda? Podríamos compartir el paraíso.

Nuria dijo...

Gracias Pau, sobreviviré. Pero lo de las rebajas no lo superare jamás...

Nuria dijo...

Queridas petardas, os echo de menos!!!