lunes, 22 de septiembre de 2008

El viaje a Alkmaar. Parte 1


Ver mapa más grande
Este sábado nos despertamos con un día muy bonito (últimamente me pregunto si realmente vivo en Holanda o si de repente se ha creado un microclima en la planície, en cualquiera de los casos estoy feliz!) y se nos ocurrió la idea de hacer una ruta diferente en bici. Así que hice unos bocatas, nos enfundamos las mochilas y nos fuimos a la estación de Sloterdijk que está a 10 minutos de casa. Una vez allí compramos unos billetes para nosotros y otros para las bicis (las bicis pagan más, 6 euros por cada una pero válido para todo el día) y nos metimos con nuestras bicis en un tren dirección Koog-Zaandijk . Nada más meternos en el vagón observo que dos policías entran detrás de nosotros y se dirigen rápidamente hacia un chaval con pinta de estudiante y uno de ellos (el que tenía pinta de poli malo) le empieza a decir algo. Por supuesto el tuli y yo pegamos la oreja como cualquier hijo de vecino pero hay demasiado ruido y no podemos escuchar bien. Yo desde luego no me entero de nada pero Job me dice que le estan regañando por poner los pies en el asiento. En esos momentos yo pienso que me encanta el Chuck Norris este (estoy harta de que la gente se piense que puede hacer lo que le de la gana con las cosas de todos). Pero de repente la situación se empieza a poner tensa, el chaval le responde mal a Chuck, Chuck se empieza a cabrear, el poli amigo de Chuck sin moverse observa la escena, los ánimos se caldean y finalmente Chuck acaba esposando al chaval ante la atenta mirada de los pasajeros del vagón y mi boca abierta. Lo que parecía una regañina de colegial acaba siendo un delito. En la siguiente parada la policía y el chaval se bajan del tren, este último despotricando, ni por esas se calla la boca. Cuando el vagón se queda en silencio le digo al tuli que me lo cuente todo y el me dice que en Holanda siempre ha sido normal contestar así a la policía y que la policía está intentando cambiar eso y que se le tenga un poco más de respeto. Sin embargo a los dos nos parece algo exagerado todo lo que ha pasado en cuestión de 5 minutos. Yo no sé vosotros pero a mi me dice la policía que quite los pies del asiento y yo me cuadro ante el agente Romerales de turno.

6 comentarios:

romeovive dijo...

los polis de jolandia parecen un poco gueys.

eso lo arreglamos en un plis plas: mandamos 10 guardias civiles pallá y en una semana acojonan a todo el país.

ainaina dijo...

Si yo fuera poli...
Yo no podría ser poli, ya me habrían retirado el arma...porque voy de pacifista pero seguro que el primer día ya la habría usado...contra toda esa chusma que pone los pies en los asientos.
(¿se pueden decir cosas así en tu blog o es muy fuerte?)

Nuria dijo...

Por una vez estoy de acuerdo con Romeo (y sin que sirva de precedente)
Señora, tu puedes decir lo que quieras que para eso está la libertad de expresión...además después de los comentarios de Romeo es casi imposible censurar a alguien...

Koni dijo...

Pues yo no mandaría a un par de guardias civiles, que todos tienen barriga cervecera y ya intimidan más bien poco. Yo mandaría a Aznar ("Ansar" para su amigo Bush), que hace nada más y nada menos que 2000abdominales diarias. Y va procreando por otros países, según dicen... Si es que esto es un HOMBRE de verdad!!! Todo un sex symbol, todo un macho ibérico... Es una especie que deberíamos exportar...

romeovive dijo...

un poco de respeto por favor para un ex presidente de gobierno del reino de españa.

Ansar, no sólo está bueno, sino que además está cachas y en plena forma (parece ser que ha preñado a la ministra de justicia francesa)

Nuria dijo...

Si...para que luego el amigo "Ansar" se atreviera a decir en holandés eso de "estamos trabajando en ello" ...quita, quita.
Por cierto, os habéis fijado que en la planície estamos a 17 grados y luce un solete fantástico?